Viaje a Fuerteventura con Pierre Et Vacances

jueves, 11 de mayo de 2017

Cuando mi marido y yo preparamos nuestra escapada a Fuerteventura, la verdad es que pensábamos que poco había que hacer en la isla. De hecho, ya nos estaba bien. Nos apetecía mucho ese plan de no hacer nada de nada. Sin embargo, nos equivocamos. Fuerteventura es una isla repleta de planes que hacer y lugares que descubrir.

Tuvimos la suerte de que aquí en Barcelona, durante los 4 días que pasamos en la isla, llovía a mares y, en cambio, allí, disfrutamos de un sol muy agradable. Llegamos al aeropuerto de Barcelona gracias al servicio de chófer privado Cabify, y cogimos un vuelo de unas tres horas y media hasta el aeropuerto de Fuerteventura. Allí alquilamos un coche, cosa que os recomiendo si queréis recorrer un poco la isla. No es caro. Realmente Fuerteventura no es una isla cara.

Nos alojamos en Origo Mare, en el resort que Pierre Et Vacances tiene en la parte norte de la isla, en Majanicho, arriba del todo, al lado del mar. Ya habéis leído en el blog y en mis redes sociales que soy asidua a esta compañía francesa de ocupación, y que he estado en varios de los apartamentos y complejos que tienen por toda España y me encantan. Tienen absolutamente todas las comodidades para sentirte como en casa. Es una de las cosas que más me gusta de la cadena.

El Resort Fuerteventura Origo Mare es el mayor resort de Canarias, con más de 120 hectáreas de terreno y una oferta de alojamiento de 323 villas suite, todas ellas de planta baja, con jardín propio y con una capacidad para alojar desde parejas hasta familias o grupos de amigos de 7 personas. La ubicación, en el norte de la isla y al lado de las playas de El Cotillo y Corralejo, lo convierten en un lugar perfecto para practicar todo tipo de deportes acuáticos, sobre todo los de surf. 

El resort ofrece 5 puntos de restauración, una zona acualúdica de 5.000 m2, así como 6 piscinas distribuidas por todo el complejo. En las amplias zonas comunes se encuentra un beauty center, con salas de masajes y tratamientos corporales, así como un gimnasio con máquinas de cardio y musculación, sala de actividades dirigidas y varios espacios escénicos exteriores e interiores para acoger espectáculos, con una capacidad para 200 espectadores. En la misma zona se encuentra también un supermercado, lavandería y los espacios para niños y adolescentes de 3 a 17 años.

Como veis es un lugar ideal. Nuestra villa suite era enorme, de dos plantas, con un porche en el que comer o tomar algo, una habitación con dos camitas con terraza directa y un baño enfrente; y otra con cama enorme en el piso de arriba, con otro baño más grande con bañera, y una súper terraza desde la que cada mañana, veía el mar. Abajo, en el salón, estaba integrada una cocina totalmente equipada con nevera, lavavajillas, cafetera Nespresso, lavadora... y todo el menaje que os podías imaginar. Además, toda la casa estaba decorada con un toque isleño, con maderas y mimbres, súper bonita y acogedora.

Ya os he contado en otras ocasiones que es una opción ideal para ahorrar un poquito, ya que podéis hacer compra y desayunar o cenar en casa; aunque allí tenéis, como os decía, restaurantes buenísmos. En concreto, mi marido y yo frecuentamos mucho su lobby bar, donde sirven riquísimos cócteles, hamburguesas, pizzas, ensaladas, muchas tapitas (entre ellas papas con mojo, a las que soy adicta) y también deliciosos postres. También sirven para llevar y el lugar era comodísimo y muy acogedor.

Otra de las zonas que más nos gustó del resort fue la piscina para adultos, rodeada de palmeras y con tumbonas dentro de la piscina. Os aseguro que es un lugar muy a tener en cuenta en vuestras vacaciones en Fuerteventura.

¿Y qué hicimos durante nuestros 4 días en la isla? Pues sinceramente menos de lo que hubiéramos querido. Nos faltaron un par o tres de días más. Fuerteventura es un isla alargada con lo que del norte al sur hay unas dos horas en coche mínimo. Tenedlo en cuenta porque ya veis que para desplazaros perderéis tiempo, así que contad con ello para determinar los días que queréis pasar en Fuerteventura. Nos hubiera encantado tomar alguna clase de surf, recorrer en quad alguna parte de la isla, conocer más playas del sur, hacer algo de senderismo, subir a un volcán... lo bueno es que ya tenemos excusa para volver. Os voy a enumerar lo que sí hicimos para que os oriente a la hora de planificar una escapada a esta maravilla de isla de Las Canarias.

  1. Pasear por las callecitas de El Cotillo. Este pueblito marinero se encuentra en el norte de la isla y es súper encantador.
  2. Ir a la playa de Los Lagos. No os perdáis un atardecer viendo a los surfistas sobre sus tablas.
  3. Comer con vistas en La Vaca Azul. Un lugar muy recomendable, con vistas al puerto de El Cotillo y comida riquísima. Reservad antes de ir y pedid una mesa al final en el piso de arriba.
  4. Conocer las Dunas de Corralejo. Simplemente alucinante. No os lo podéis perder. Os sentiréis exploradores en medio del desierto.
  5. Pasar una mañana en la playa de Corralejo. Y hacerte una foto en sus casetas de vigilancia amarillas.
  6. Relajarse en la paradisíaca playa de Sotavento. Las playas del sur son bellísimas, nada que envidiar a las caribeñas.
  7. Tomar un vermout y unas tapitas con vistas en Costa Calma, en el Sotavento Beach Club. Os encantará este lugar, al lado de la playa.
  8. Pasear por Puerto del Rosario. A media tarde, degustando un helado.
  9. Comer 'papas arrugás' con mojo rojo y verde. Soy adicta, lo reconozco. Uno de los platos típicos de Las Canarias y que no podéis dejar de probar.
  10. Tomar un chupito de ron miel. También típico del lugar. También os recomiendo el mojito de ron miel. Nosotros nos tomamos unos cuantos :-)

Para este viaje a Fuerteventura escogí un precioso bañador y un vestido playero de la marca Dolores Cortés. Me encanta esta marca de baño. La conozco de toda la vida y me gusta por la variedad de sus modelos, la línea de sus diseños y, sobre todo, la calidad. Los bañadores y bikinis están súper bien cosidos, muy bien armados, reforzados en el pecho y la lycra es buenísima. Además los modelos son preciosos y otra de las cosas que me gusta mucho de esta marca es que en muchos de los bikinis, puedes escoger el modelo en diferentes formas de sujetador o braguita, según os guste u os favorezca más.

Mi bañador es uno de los más bonitos y favorecedores que tengo. Con un estampado de escamas de pez y una espalda preciosa con tirantes cruzados. Lo podéis encontrar aquí, y además ahora lo tenéis en promoción. El vestido es todo caladito, de tirantes regulables, de color negro. Perfecto para bajar a la piscina. Lo tenéis aquí y también con descuento.

Espero que os sirvan mis recomendaciones y os animéis a visitar esta maravillosa isla. Os enamorará como a mí.

Image and video hosting by TinyPic

0 comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Back to Top