5 tips para cuidar tus muebles de madera

lunes, 13 de noviembre de 2017

Todavía recuerdo cuando mi marido (entonces novio) y yo nos fuimos a vivir juntos a nuestro nuevo hogar. Era nuestro inicio de vida en común, de vida 24h. bajo el mismo techo. Recuerdo lo emocionada que estaba decorando mi nueva casa. Estaba totalmente vacía, la reformamos entera y la llenamos con detalles que nos hicieron sentir precisamente eso, que estábamos en nuestra casa, en nuestro hogar. Fueron unos meses de mirar revistas de decoración, tiendas, webs y de comprar muebles online. Dimos con una tienda española de muebles de fabricación propia, Menamobel, en la que encontramos mucha inspiración para nuestra home sweet home.

No me resultó nada cansado; más bien fue muy divertido, como un juego. Compramos nuestro sofá con toda la ilusión del mundo, pensando en cuántas tardes de invierno pasaríamos en él, bajo una mantita y con una taza de café caliente, acurrucaditos viendo una de esas pelis antiguas que tanto nos gustan. Recuerdo que pasamos días buscando dónde comprar mesas de centro, porque sabíamos que íbamos a utilizar más este tipo de mesas en nuestro día a día que la grande del comedor.

Y recuerdo también que queríamos un canapé cómodo para nuestra habitación, para poder meter cosas dentro, porque nuestro pisito era (es) pequeño y necesitábamos optimizar el espacio al máximo. Y al final conseguimos darle ese toque nuestro, cálido y confortable; ese que hace que estés deseando volver a casa cada día porque sabes que allí vas a encontrarte bien.

Os estoy hablando de hace unos 9 años, y por aquél entonces a mí me gustaban los muebles de madera maciza, en tonos marrones o wengue (un marrón casi negro). Lo cierto es que ahora se llevan las decoraciones más nórdicas, con muebles blancos, muy luminosas; y a mi me gustan, pero después de todos estos años os aseguro que mis muebles siguen perfectos y me da mucha pena cambiarlos. Los he cuidado mucho, sí. Soy una persona meticulosa y me gusta tratar con mimo todas mis cosas. Hoy os voy a contar algunos de mis trucos para cuidar los muebles de madera y que permanezcan lo más conservados posible durante mucho tiempo.

1. Con mis muebles de madera utilizo un paño con agua caliente y un poco de jabón, y luego lo seco con papel de cocina.

2. Para que los muebles no pierdan su brillo original suelo aplicar cera de muebles (de su color) después de la limpieza, y pulir después con un trapo.

3. Si la madera está algo rayada, mi truco es mezclar vinagre de vino y aceite de oliva a partes iguales y aplicar con un trapo con cuidado, dejándolo secar durante una hora y acabando con una pasada de cera (del color de la madera del mueble).

4. Para las manchas de líquidos sobre los muebles de madera utilizo un poco de mayonesa (sí, habéis leído bien) y froto con un paño hasta que la mancha desaparece.

5. Otro de mis secretos, en este caso para eliminar los anillos que se quedan en la madera al poner sobre ella vasos o platos calientes (utilizad posavasos y salvamanteles para que ya no ocurra), es mezclar cenizas con aceite de oliva, dejar actuar y retirar con un paño.


En esta infografía tenéis otros consejos para otros materiales como cuero o tela, para cuidar sillones, sillas, sofás... etc. También os recomiendo echar un vistazo a una de mis revistas favoritas de decoración, en la que suelen escribir muchos reportajes sobre decoraciones más nórdicas, y dónde vais a encontrar mucha inspiración y muchos consejos para vuestro hogar.
Image and video hosting by TinyPic

0 comentarios:

Publicar un comentario

Con la tecnología de Blogger.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Back to Top