Valentina's Jewels, joyas de amor

martes, 23 de enero de 2018

Hace ya tiempo que mi compañera y amiga María José me contaba entre reunión y reunión, entre esperas en el aeropuerto, entre café y café que quería emprender un nuevo proyecto, uno especial que le ilusionara. María José tiene dos hijos pequeños. Mis primitos jajaja. Podéis leer el post en el que os lo conté, aquí. Es una todoterreno. No para quieta. Siempre está maquinando y yo alucino cómo puede hacer todo lo que hace y tener esa cara fresca como una rosa y esa sonrisa siempre. A veces le digo: 'María José, me frustras' jajaja, porque yo no llego ni a un cuarto de su día y estoy agotada. Siempre le pregunto qué se toma y que comparta jajajaja. Es una inspiración para mí. Siempre ha sido así, durante los 13 años que la conozco.

Cuando nació su primer hijo, Jorge, creó junto a su marido y su cuñado una empresa relacionada con el mundo infantil, en la que tuve la suerte de trabajar y aprender muchas cosas de este sector. Años más tarde, nació su hija Valentina y, repitiendo patrón, surge una nueva empresa de la que hoy quiero hablaros. Sí, hay hijos que vienen con un pan bajo el brazo y otros, los de María José, viene con una empresa :-)

La frase parece sencilla y graciosa pero no lo es. Emprender un proyecto desde cero es duro, mucho. Pero si no lo intentas, no lo consigues. Ambas historias son muy bonitas, inspiradas en momentos personales y en sus hijos. Uno no se levanta un día y dice: 'voy a montar algo y lo hago hoy'. O quizás sí. Pero no es el caso. Valentina's Jewels lleva gestándose dos años. Dos años de pensar, de investigar, de probar, de equivocarse, de volver a probar... y de invertir dinero, claro. Y por fin, ve la luz en la época más amorosa del año, San Valentín.

Esta marca de joyas, como os contaba, nace del amor inspirado por la pequeña Valentina, y en ella vais a encontrar piezas súper especiales, pensadas, testadas y repensadas para ofrecer unas joyas bonitas, actuales y muy especiales con mucha calidad (todos está chapadas en oro de 24 kilates). Os invito a que echéis un vistazo a su web en la que vais a encontrar las primeras piezas (poco a poco se irán sumando más). Están diseñadas por María José sobre conceptos y motivos relacionados con su vida, y elaboradas por un profesional de la joyería en Barcelona. Os enseño algunas de mis piezas favoritas (realmente lo son todas, pero estas son las que más más me han cautivado).

Dentro de la colección Ocean hay un conjunto maravilloso de pendientes y collar con la estrella de mar como protagonista. Esta línea está inspirada en la isla de Menorca, en la que María José y su familia veranean, y lo que me encanta es el detalle con el que está reproducida la estrella de mar, que tiene hasta las espinitas de los brazos. Creo que es un conjunto ideal para el verano, para llevarlo con un vestido blanco vaporoso y un bolsito de paja. Muy isleño.

En las fotos veréis también dos de mis collares favoritos, uno con una cruz con un brillantito en el centro, y otro con una llave con aplicaciones en rojo. No soy creyente, pero las cruces me fascinan. No me preguntéis por qué. Ironías de la vida. Y la llave es un elemento que desde siempre me ha cautivado. Es símbolo de guardar algo muy especial. Algo que cierras con llave es algo preciado y valioso que quieres proteger a toda costa, para que nadie lo dañe, lo robe, lo destruya. Por eso cerramos nuestras casas con llave, las cajas fuerte, un diario... porque lo que hay dentro es algo muy valioso. Igual que el amor. Regalar una llave a alguien es regalarle la apertura de algo muy especial. ¿No os parece?

Los aros son mis pendientes favoritos. Me gustan desde siempre y los he llevado de todas formas y tamaños. Me siento latina y racial cuando llevo aros y eso me encanta. Yo soy muy así. En Valentina's Jewels han creado dos modelos preciosos y elegantes, unos aritos retorneados y otros lisos un poco más grandes. Quedan ideales.

Y por último, me enamoró, nunca mejor dicho, el brazalete LOVE. Me gustan este tipo de joyas con palabras inspiradoras, porque cuando las llevo puestas y las miro, me recuerdan cosas, cosas importantes. Estoy segura de que no soy la única mística en la sala ;-)

Son joyas perfectas para hacer un regalo único a alguien especial, no sólo por San Valentín, sino en cualquier momento. Y además, como sé de primera mano todo el trabajo que hay detrás, todo el proceso de calidad que pasan, todo el story telling de cada pieza... os las puedo recomendar sabiendo que os estoy presentando algo muy bueno.

Felicidades amiga, te deseo muchos éxitos y muchas alegrías con este 'nuevo hijo'. Te quiero mucho.

Image and video hosting by TinyPic

1 comentario:

  1. Es que no se puede ser más bonita. Qué suerte tengo de tenerte. Gracias se quedaría corto. Me inspiran personas buenas como tú que hacen mi vida cada día más plena y bonita

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Back to Top